neumaticos torremolinos

Neumáticos Torremolinos: Historia sobre el neumático (1º parte)

Cajón de Sastre Neumáticos

En Neumáticos Torremolinos queremos hacer un pequeño repaso a la historia del neumático. Siempre es curioso y nos nutre saber el origen de nuestro negocio, además de ganar en cultura general cuando nos acercamos a la historia con los ojos de la curiosidad. Así que, sin más, una breve lección de historia.

 

Periodos en la historia del neumático

Al principio en siglo XIX, la gran mayoría de las personas viajaban en tren. Y aquellas con más poder adquisitivo lo hacían con carruaje o bicicletas. En esa época las ruedas eran de madera. Fue más tarde con el fin de que durarán más que se le añadió unos arcos de hierro, y después un neumático de caucho sólido natural.

Posteriormente se inventó el proceso de vulcanización que hoy en día conocemos. Esta ‘tecnología’ redujo los niveles de ruido y mejoró la comodidad por las irregulares carreteras del momento.

Hay distintas fuentes que se contradicen del dónde y cuándo se empleó por primera vez un neumático inflado con aire. Pero casi todo apunta a John Boyd Dunlop en el año 1888 a quién se le ocurrí cubrir las ruedas de un triciclo una lona con cámara de aire.

 

 

Pero fue en 1895, cuando los hermanos Michelin incorporaron neumáticos con cámara de aire en sus automóviles. Fue un capítulo muy importante en la historia de los automóviles.

Tres años más tarde, surgió la competencia de Michelin. EN 1898 Frank Seiberling fundaba Goodyear Tire &RubberCompany con el apellido del descubridor del caucho, Charles Goodyear. La empresa comenzó fabricando neumáticos para bicicletas y en poco tiempo, en 1916, se posicionó como la empresa más importante de neumáticos.

Estados Unidos y Asia utilizaban su marca por la revolucionaria tecnología de neumáticos con talón con costados rectos o semirrectos. Y no solo eso, sino que se convirtieron también en la mayor productora de caucho.

 

Una empresa que solo probó las mieles del éxito.

Pronto la segunda parte de Neumáticos Torremolinos: Historia sobre el neumático 2.º parte. ¡No te lo pierdas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *